lunes, marzo 25, 2013


Marzo llego con muchas cosas positivas para mi.. tuve una importante participación en la exposición titulada MUJERES EXPO/TOUR, donde participe con las mujeres más destacadas del ambiente artístico de Monterrey, o quizás las más representativas, el caso es que pude realizar una acción en medio de la inauguración y me fue excelente, hubo mucha gente y me dio mucho gusto poder salir de la rutina haciendo algo de lo que más me gusta.
El caso es que hubo mucha gente que me tomo fotografías de todos los ángulos posibles, y no me gusto, ver que soy una señora panzona jajajajajaj!!! esto me dejo mi hija pero no por ello me lo voy a quedar! Pasó el tiempo muy rápido y dentro de todas las actividades que realizó sigue pendiente mi cita con la nutriologa pues parece que el diablo tiene metida la cola en ese propósito porque no me dan mi credencial para poder consultar gratis y cuando por fin ya me dieron la fecha solo me dieron la de mi hija porque se les traspapelo mi solicitud y entonces me la entregan regresando de vacaciones... y yo esperando como mensa... La uni es un buen lugar para trabajar pero no deja de ser cosa burocrática como todo.... y no me darán el pase nunca sino tengo mi identificación oficial y vigente!

Además de la exposición tuve cierre de actividades del Doctorado, y otros pendientes, pero sigo insistiendo en esto, pocos días después de la exposición me fui con mi familia de vacaciones a la playa, fuimos a Veracruz por 6 días, ahí tuve la misma premisa.. la gordura, el traje de baño y lo que iba a pensar la gente y mi marido jajajaja... traté de tener lo mejor posible, el traje de baño marca aplasta panzas, la faja para el traje de noche por si salíamos a cenar a un buen sitio y mucho glam de maquillaje... al final lo más importante lo olvide, disfrutar y no sobre-comer....
 Fue un convenio con Dios y conmigo, fueron días de tranquilidad de afinidad con mi familia y de revalorar lo importante.... me fue muy útil dejarme de vergüenzas y decir este es mi cuerpo, y lo voy a lucir en la playa me vale, pero al final y de regreso con las fotos me traume, mi hija hermosa y yooo noooooooo!!! no quiero que cuando mi hija crezca vea que su mamá no es tan bonita como cree que lo soy ahora... porque me ve con una carita de que soy la más hermosa!


Sin pelos en la lengua, me veo fatal, y tengo que poner cartas en el asunto, solo me falta voluntad, y creanme o no, después de mis fallas vacacionales no me voy a dejar vencer, así que estas 2 semanas serán diferentes, ya en abril de regreso a clases y a la vida normal de maestra tendré al menos 4 kilos menos!!! mañana a caminar se ha dicho!